Bodegos y Bodegas

BODEGOS

El conjunto de casas-cueva de Hita denominadas localmente "bodegos" se localizan en el límite superior del casco histórico formando un barrio junto a la desaparecida iglesia arciprestal de Santa María. En el inventario de las propiedades de los judíos de esta villa realizado en 1492 ya se hace referencia a la existencia de varias "casas bodega".

En 1751 se documentan catorce bodegos habitados. Tras la Guerra Civil de 1936 fueron de nuevo ocupados por muchos vecinos cuyas viviendas habían resultado destruidas. Su definitivo abandono se produjo en los años 60.

Los bodegos a diferencia de las bodegas tienen un grado de humedad bajo que permite habitarlos. Se agrupan en pequeñas plataformas creadas en la ladera del cerro. El acceso a la cueva se realiza a través de una fachada de adobe o piedra.

El interior excavado a pico en forma de bóveda esta compartimentado. Existe un pasillo que comunica las distintas estancias, una cocina con chimenea, varias alcobas-dormitorio y al fondo de la cueva encontramos el almacén destinado a guardar el grano, la paja, etc. Junto a este espacio se sitúa también la cuadra reservada a las caballerías (mulas y asnos).

Las estancias destinadas a vivienda se encuentran encaladas favoreciendo de este modo la higiene y luminosidad de las mismas. Los suelos, salvo el almacén y la cuadra, están pavimentados con ladrillo y baldosa.

 

BODEGAS

Las bodegas de Hita, más de un centenar, fueron excavadas bajo las viviendas del casco antiguo a lo largo de la Edad Media. Un gran número de cuevas-bodega perteneció a las familias judías que controlaban el comercio local del vino hasta su expulsión en 1492.

La producción vitivinícola de la comarca fue importante hasta el siglo XVIII y desapareció por completo en la primera mitad del siglo XX debido a una plaga de filoxera. Durante la Guerra Civil Española las bodegas se utilizaron como refugios antiaéreos a causa de los continuos bombardeos que destruyeron gran parte del casco urbano.

El conjunto de cuevas-bodega se localiza en un área delimitada por la muralla como límite inferior y el barrio de los "bodegos" como límite superior. Cada bodega esta formada por una o varias galerías o caños donde se criaba y almacenaba el vino en tinajas de barro. El alto grado de humedad y la temperatura constante de las cuevas favorecían la conservación del vino.

En muchas bodegas aparecen arcos y bóvedas de ladrillo utilizados como refuerzo del terreno natural. También se localizan pozos de ventilación y aljibes para el almacenamiento de agua de lluvia. Las tinajas mas antiguas presentan en su borde superior el sello o “marca de alfarero”.

  • Bodega. Acceso 1
  • Bodega. Galería 1
  • Bodega. Almacén 1
  • Bodego. Pasillo 1
  • Bodego. Fachada 1
  • Bodega. Tinajas 1